Rechazo en Villa de Leyva por megaproyecto hotelero

Gran molestia ha generado entre los habitantes de Villa de Leyva el anuncio de la posible construcción del megaproyecto hotelero de Cafam, con el cual se piensa atraer turismo masivo al municipio y cuya construcción sería el próximo año.

De acuerdo con las organizaciones civiles del municipio el proyecto impactaría negativamente el sector dado que Villa de Leyva tiene problemas con el suministro de agua, deficiente sistema de alcantarillado, manejo de aguas residuales, manejo de basura, baja capacidad hospitalaria, de seguridad y prevención de riesgos que no sería suficiente para garantizar la atención a un gran flujo de visitantes y generan una presión sobre el límite de la capacidad de carga ambiental del municipio.

“Hace dos años y medio nos organizamos como sociedad civil para la protección del territorio. Vemos que este proyecto no es viable para un municipio como el nuestro que tiene una vocación principalmente de turismo comunitario, rural y natural. Villa de Leyva no cuenta con una infraestructura adecuada para el turismo masivo el cual terminaría afectando las zonas naturales y el patrimonio histórico que tenemos”, indicó Diana Montejo, veedora ambiental de Villa de Leyva.

El megaproyecto hotelero tiene una inversión proyectada de 80 mil millones de pesos y sería similar al Cafam del municipio de Melgar.

El movimiento ciudadano ya ha enviado misivas a la alcaldía municipal, exponiendo los contras que tiene esta iniciativa y solicitan que se revise el Plan de Ordenamiento Territorial, ya que una construcción de tal envergadura no está acorde con el perfil colonial que tiene el municipio.

En el marco del Festival de Luces, el movimiento ciudadano realizará tres movilizaciones pacíficas de 4 a 6 de la tarde, con el fin de sentar su voz de protesta frente al proyecto hotelero, e invitan a la ciudadanía a participar en la firmatón para solicitarle a la administración municipal que se revise el tema teniendo en cuenta las afectaciones al comercio local y al medio ambiente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *