Este espacio

Tribunal Administrativo de Boyacá sanciona con multa al Alcalde de Tunja y a los representantes legales del Uspec, Usochicamocha, Adr y Corpoboyacá

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
Share on telegram
Telegram
Share on print
Print

La medida fue tomada por desacatar pacto de cumplimiento aprobado en acción popular para proteger la represa La Playa.

El Tribunal Administrativo de Boyacá señaló que además de las implicaciones de tipo penal por el desobedecimiento de quien incumpla la sentencia, incurría en multa de hasta 50 SMMLV conmutables en arresto hasta por seis meses y, que dada la complejidad de la acción las entidades demandadas prestarían caución equivalente $100.000.000, mediante póliza de seguros que se haría efectiva en el evento de que alguno de los entes no suministrara su contribución para el cumplimiento de las medidas cautelares.        

Según el Tribunal el origen de la sanción radicó en el incumplimiento de las órdenes dadas en la sentencia proferida el 1º de junio de 2000, y que por visita de inspección realizada al embalse La Playa, se pudo constatar el alto nivel de contaminación que se ha venido generando a través del tiempo sin que medie solución definitiva alguna.  Únicamente se han venido realizando actuaciones infructuosas por parte de USOCHICAMOCHA, la ADR; entidades estas encargadas del cuidado y mantenimiento de la represa. No obstante, a la fecha se continua la alta contaminación generada por parte del Municipio de Tunja y las cárceles del Barne y de Alta Seguridad de Cómbita, y a lo cual se agrega, que los municipios de Motavita, Oicatá y Cómbita, también depositan sus aguas residuales al Río Jordán, generando mayor contaminación; circunstancia que a lo largo de los años ha empeorado la situación del embalse. 

Con fundamento en lo anterior, procedió el Tribunal a establecer si las autoridades incidentadas habían incumplido las obligaciones contenidas en el fallo de 1 de junio de 2000, así como las demás órdenes que se habían impartido con posterioridad, tendientes a lograr el cumplimiento efectivo, desde el punto de vista objetivo para posteriormente arribar al análisis subjetivo de su responsabilidad de la siguiente manera. 

Frente al Municipio de Tunja, el Tribunal encontró en la conducta seguida por el señor Alcalde un nivel alto de negligencia en los cometidos de su mandato, por lo cual resultaba procedente imponerle sanción por el desacato que a la fecha continúa,  consistente en multa equivalente a 30 SMLMV, conmutables en arresto, ya que se evidenció incumplimiento en la prohibición de realizar vertimientos en la Represa La Playa, ante la falta de culminación de las obras necesarias en la PTAR de este entidad territorial. 

En relación con la Agencia de Desarrollo Rural – ADR – por el resultado de la injustificada omisión y demora en el cumplimiento específico de las órdenes impartidas, en específico lo relacionado con el mantenimiento y cuidado de la represa, motivo por el cual se impuso sanción contra su directora equivalente a multa de 25 SMLMV conmutables en arresto hasta por seis meses. 

Finalmente, frente a CORPOBOYACÁ,aun cuando en la actualidad se observaba que por parte su representante legal, se iniciaron acciones para impartir trámites de seguimiento a las entidades aquí sancionadas, no cumplió con la suficiente diligencia las gestiones necesarias para la protección ambiental que requiere con urgencia la represa, por lo que quedó demostrado que las obligaciones de vigilancia y control impuestas a esa autoridad ambiental fueron desacatadas. Lo anterior porque solamente se ha sancionado en una ocasión al INPEC y se inició un proceso sancionatorio contra el Municipio de Tunja, proceso que a la fecha se encuentra en etapa probatoria, lo cual dejaba claramente visto el incumplimiento de sus obligaciones legales y las adquiridas en el pacto de cumplimiento. Por esta razón se le impuso a su representante legal multa equivalente a 15 SMLMV conmutables en arresto. 

En este orden de ideas, concluyó el Tribunal que respecto de las órdenes impartidas, los plazos otorgados  en la sentencia aprobatoria del pacto de cumplimiento se encontraban ampliamente vencidos y la situación de salvaguarda al ecosistema no había sido conjurado; no se veían acciones concretas de la recuperación y restauración de la Represa la Playa, pues el desarrollo de las actividades constantes de su limpieza y cuidado incidirían enormemente en su mantenimiento, así como la necesidad del cese de vertimientos de aguas residuales, lo que con los años ha promovido su afectación cada día más grave, lo cual influye en la salud de las personas que habitan en el sector, lo que impostergablemente hacía necesario la toma de medidas urgentes en defecto del cumplimiento de las medidas sanitarias a que hubiera lugar. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

Síguenos en redes sociales

Pico y placa en Tunja

Particulares:
Lunes  1 y 2, Martes 3 y 4
Miércoles 5 y 6 Jueves 7 y 8
Viernes 9 y 0
Taxis: Lunes 7, 8 y 9, martes 0, 1 y 2,  miércoles 3, 4 y 5, jueves 6, 7 y 8, viernes 9 y 0.

Covid-19 en Boyacá

Recibe las noticias en tu correo